1/4/11

¿Qué hacemos con los topos?

Creo que fue en febrero cuando encontramos un día el campo lleno de montones de tierra, señal de que los topos habían vuelto a visitarnos.
-¡Vaya! ¡si tenéis topos! - dijeron unos vecinos y a la semana siguiente ya habían llegado a su casa y se habían recorrido medio pueblo. Yo dije que eran buenos para el campo pero noté que no me escuchaban y seguian mirando los destrozos con cara de estar maquinando una venganza...
Sin embargo, los topos consumen gran cantidad de larvas y esos gusanos blancos que se comen las raíces de las plantas y las secan, además esas galerías que excavan benefician el terreno aireándolo. En fín, que ya me gustaría que diesen otra pasada por los alrededores de casa ¿que no? pues pasad la segadora un par de veces y solucionado, se irán porque... ¡ no soportan los ruidos !

No hay comentarios: